miércoles, 24 de julio de 2013

JEAN ANOUILH


Siempre habrá un perro perdido en alguna parte que me impedirá ser feliz

Las preocupaciones acaban por comerse las unas a las otras, y al cabo de diez años se da uno cuenta de que siguen viviendo

Todas las guerras son santas, os desafío a que encontréis un beligerante que no crea tener el cielo de su parte.

Uno se es fiel a sí mismo y se basta

Se tiene la edad que se quiere tener, y también la edad del dinero que se tiene

Cada uno de nosotros tiene un día, más o menos triste, más o menos lejano, en que, por fin, debe aceptar que es un hombre.


El amor es, por encima de todo, la donación de uno mismo

Las pequeñeces matan los grandes amores


Jean Anouilh fue un escritor francés, autor de numerosas obras de teatro, siendo la más célebre Antígona. En 1980 fue el primer ganador del Gran premio del teatro de la Academia francesa, que se concede para distinguir la carrera dramática de un autor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario