lunes, 17 de septiembre de 2012

MIJAÍL BULGAKOV



- Los candados sólo sirven para una cosa: para indicar que el dueño no está en casa

Mijaíl Afanásievich Bulgákov fue un escritor y dramaturgo soviético de la primera mitad del siglo XX. Su obra más conocida es la novela El maestro y Margarita. Bulgákov nunca apoyó el régimen, y se mofó de sus deficencias en varias de sus obras, lo que le supondría diez años de ostracismo. La mayor parte de sus escritos permaneció en los cajones de su escritorio durante varias décadas. En 1930 escribió una carta a Stalin solicitando permiso para emigrar de la Unión Soviética si es que ésta se negaba a valorarlo como escritor. Como respuesta recibió una llamada personal del propio Stalin, pidiéndole explicaciones acerca de su petición. El escritor contaría en su autobiografía cómo fue este uno de los momentos más dramáticos de su vida pues, conmocionado, no se atrevió a reiterar su petición en aquél momento, limitándose a reiterar que un escritor no puede vivir lejos de su patria. Stalin, sin embargo, había disfrutado una de sus obras, por lo que le encontró trabajo en el Teatro de la Juventud obrera de Moscú. Bulgákov murió a causa de un problema renal hereditario en 1940 y fue enterrado en el cementerio moscovita de Novodévichy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada