viernes, 29 de junio de 2012

EUGÉNE DELACROIX





















- A veces hay que estropear un poquito el cuadro para poder terminarlo

- Las personas mediocres tienen un respuesta para todo y no se sorprenden de nada

- Trabaja todo lo que puedas, es una buena filosofía para vivir



- Lo que mueve a los hombres de genio, lo que inspira su trabajo, no son las ideas nuevas, sino la idea obsesiva de que todo lo que ha dicho, no es suficiente



Ferdinand-Victor-Eugène Delacroix  fue un pintor francés. En 1859, el pintor expone por última vez en el Sálon ya que a pesar de su empeño no puede trabajar de forma continua. Su estado de salud se deteriora por una laringitis y tendrá que retirarse y guardar reposo fuera de París, en el campo. En 1861 termina los frescos de Saint-Sulpice y comienza la decoración del comedor del banquero Hartmann. En 1863 su estado de salud empeora pero sigue pintando  El cobro del impuesto árabe y Tobias y el Ángel, muere el 13-08 agosto, acompañado solamente por su fiel ayudante Jenny Le Guillou.

No hay comentarios:

Publicar un comentario