lunes, 26 de septiembre de 2011

MARCO TULIO CICERÓN






























- Es la fortuna, no la sabiduría, la que gobierna la vida del hombre.

- Estar contentos con lo que poseemos es la más segura y mejor de las riquezas.

- Somos esclavos de las leyes para poder ser libres.

- La amistad comienza donde termina o cuando concluye el interés.

- Siempre la mala paz es mejor que la mejor guerra.

- La propia naturaleza ha grabado en la mente de todos la idea de Dios

- Pensar es como vivir dos veces



Marco Tulio Cicerón, en latín Marcus Tullius Cicero, fue un juristapolíticofilósofoescritor y orador romano. Es considerado uno de los más grandes retóricos y estilistas de la prosa en latín de la República romanaReconocido universalmente como uno de los más importantes autores de la historia romana, es responsable de la introducción de las más célebres escuelas filosóficas helenas en la intelectualidad republicana, así como de la creación de un vocabulario filosófico en latín. Gran orador y reputado abogado, Cicerón centró —mayormente— su atención en su carrera política. Hoy en día es recordado por sus escritos de carácter humanista, filosófico y político. Sus cartas, la mayoría enviadas a Ático, alcanzaron un enorme reconocimiento en la literatura europea por la introducción de un depurado estilo epistolar. Cornelio Nepote destacó la riqueza ornamental de estas cartas, escritas «acerca de las inclinaciones de los líderes, los vicios de los comandantes y las revoluciones estatales», que transportaban al lector a esa época. Constituido en uno de los máximos defensores del sistema republicano tradicional combatió, usando cualquier recurso, la dictadura de César. No obstante, durante su propia carrera no dudó en cambiar de postura dependiendo del clima político. Esta indecisión es fruto de su carácter sensible e impresionable. Intemperante, era propenso a reaccionar de manera excesiva ante los cambios

No hay comentarios:

Publicar un comentario