miércoles, 28 de septiembre de 2011

JEAN PAUL SARTRE


















- Cuando Dios se calla, uno puede hacerle decir lo que quiere

- Soñar en teoría, es vivir un poco, pero vivir soñando es no existir.


- Felicidad no es hacer lo que uno quiere sino querer lo que uno hace

- Como todos los soñadores, confundí el desencanto con la verdad.

- No perdamos nada de nuestro tiempo; quizá los hubo más bellos, pero este es el nuestro.

- Desconfío de la incomunicabilidad; es la fuente de toda violencia.

- Cuando los ricos se hacen la guerra, son los pobres los que mueren.

- Basta con que un hombre odie a otro para que el odio vaya corriendo hasta la humanidad entera.

- Un hombre no es otra cosa que lo que hace de sí mismo

- El hombre está condenado a ser libre, porque una vez que está en el mundo, es responsable de todo lo que hace.


- Lo importante no es lo que hicieron de nosotros, si no lo que nosotros hacemos con eso que hicieron de nosotros


- El hombre nace libre, responsable y sin excusas

- Nadie es como otro. Ni mejor ni peor. Es otro

- El existencialismo no es una forma de ateísmo... Más bien dice que, aunque Dios existiera, nada cambiaría.

- En amor, uno y uno son uno



Jean-Paul Charles Aymard Sartre, conocido comúnmente como Jean-Paul Sartre, fue un filósofoescritor,novelistadramaturgoactivista políticobiógrafo y crítico literario francés, exponente delexistencialismo y del marxismo humanista. Fue el décimo escritor francés seleccionado como Premio Nobel de Literatura, en 1964, pero lo rechazó explicando en una carta a la Academia Sueca que él tenía por regla declinar todo reconocimiento o distinción y que los lazos entre el hombre y la cultura debían desarrollarse directamente, sin pasar por las instituciones. Fue pareja de la también filósofa Simone de Beauvoir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario